16 de abril de 2009

Apachurramiento...

así es, sigo apachurrada, las vacaciones no sólo incrementaron mi apatía a todo, sino que además volví a pasar por otro proceso de reclutamiento y volví a salir sin éxito, sé no han sido demasiados mis intentos, pero va más allá de eso, siento que me estoy encerrando en mi mundo muy cabrón: cero amigos, cero trabajo e incluso estoy un poco harta de la casa. Mr. A estuvo aquí jueves y viernes santo y el fin de semana normal; con él me siento de maravilla, pero me choca que a partir de mi post anterior he estado pensando en tantas cosas que hemos pasado, sobre todo a partir de mis celos, las dudas regresan y son las mismas, no cambian, a pesar de todo, no cambian, a pesar de que lo tengo a mi lado, que lo tengo más preocupado por mi que nunca, la verdad es que no entiendo bien qué es lo que me pasa, traigo una lucha interna medio rara.
Luego mi hijo, ahora lo tengo aquí, él regresa hasta el próximo lunes a la escuela, pero últimamente nos hemos cansado mucho uno del otro, me comienza a retar con la mirada y tengo que renovar la estrategia madre-hijo, lo peor, me pesa en este momento.
Tengo hueva, una inmensa.... ya veremos cómo lo resuelvo....

4 comentarios:

SRTA TEMPLARIA dijo...

Hola Liz.. gracias por el consejo.. voy a ponerlo en marcha!!.. leía tu blog y parece como bien normal que a un tiempo determinado como que los hijos "cansan" en el buen sentido de la palabra.. lo leí en el blog de Francoise y en otros que no recuerdo, pero todos coincidian en lo mismo. Ves no eres la única..

Ojalá puedas resolver pronto toda esa lucha interna

Te dejo la mejor de mis energías, te la envío a México

Un beso y abrazos gigantes..!!!
PAU

Liz dijo...

Gracias por tus palabras Pau, en serio, muchas gracias.

Françoise dijo...

Ay Liz querida... como me gustaria ayudarte, yo ando en las mismas. Que lastima que vivamos tan lejos! Todo tiene un punto de partida y en mi caso y supongo que el tuyo es esta situacion laboral. Cuando no tienes nada que hacer, la situacion economica es un poco dificil, y te sientes inutil todo se agranda, la cabeza no tiene mucho en que ocuparse y empeizas a pensar en tonterias, estas menos disponible, no se... de verdad que es una situacion insostenible. Ojala pase esta famosa crisis rapido a ver si el mercado laboral empieza a mejorar, seguro que cuando encuntres un laburo todo empezara a ir mejor!
No es que los hijos cansen, a mi me da miedo escribir sobre esas cosas porque no quiero que piensen que yo me canso de mi hijo, ni mas faltaba, yo lo amo, lo que pasa es que yo nunca me vi como una ama de casa 24 horas, no amo lavar, planchar, cocinar y todo eso. POr eso fui a la universidad, precisamente para no ser ama de casa, pero aqui me tienes en esas y por eso me siento algo desesperada. La situacion con Luciano es una rama mas, yo no me quiero separar de el, tan solo quiero un respiro y que el respire tambien. Quiero tener mejor disposicion para el, quiero tener mi cabeza productiva. No se trata de que quiero salir, ir a fiestas, ir al cine, pasear, viajar... no, nada de eso, yo se que eso vendra luego cuando el crezca, estoy feliz de estar formando esta familia, pero no puedo pasar 24 horas del dia aca haciendo oficio, no puedo mas, quiero trabajar! quiero encontrar algo de medio tiempo, para poder hacer las dos cosas bien, ser mama y trabajar.
en fin... ya me puse a hablar de mi, yo creo que en cuanto nos ubiquemos laboralmente todo empieza a salir mejor. Eso espero!
Un besito y animo!

Liz dijo...

Fran, creo que le diste justo en el centro, en el meollo del asunto, toda está crisis que va y viene es por mi cuestión laboral, por sentirme ama de casa de 24 horas y eso era también, lo que yo no deseaba. La verdad es que yo adoraría encontrar un trabajo que pudiera hacer desde casa o de medio tiempo, pero eso aquí significaría practicamente nada de ingreso, y eso es otra de mis razones de mi apachurramiento, queremos comprar una casa o departamento, pero las bienes raíces están bien voladas en México y mi esposo solo no podría con un crédito hipotecario, es todo un lío. Pero sí, eso mero es lo que me hace sentirme así, esperemos que la situación para ambas mejore.
Muchas gracias por los ánimos!