28 de noviembre de 2008

100 días

Ese es el plazo que se dio ante el origen del Acuerdo Nacional por la Seguridad, el detonante: el secuestro y asesinato del niño Martí. Sí bien desde el ascenso de Felipe Calderón a la presidencia del país se planteó como uno de sus principales retos la "guerra contra la delincuencia", donde el ejercito se desplegó por diversas ciudades del país donde la delincuencia organizada tenía sus nichos y casi como consecuencia las ejecuciones aumentaron, de tal manera que hasta el domingo pasado van 4,225 personas ejecutas y en ascenso; la solución que hasta el día de hoy plantea el gobierno federal es limpiar primero la casa, donde se han detenido funcionarios de todos los niveles desde policías munipales hasta un ex titular de la Subprocuraduría de Investigación Delincuencia Organizada (SIEDO), donde el presidente salió a defender la integridad del titular de la la Secretaría de Seguridad Pública, Genaro García Luna y anteriormente defendiendo la estrategia del titular de la Procuraduría General de la República (PGR), Eduardo Medina Mora.

El poder legislativo, ¿qué ha hecho en este tema?
........
.......
.....
.
.
me cansé de pensar, de buscar noticias al respecto y realmente lo que hicieron fue aumentar el presupuesto en materia de seguridad pública y de procuración de justicia. Desde mi punto de vista, el problema se está resolviendo a medias, se está haciendo una purga de las policías y de los funcionarios que se han visto envueltos en corrupción (¡oh gran descubrimiento!), pero no se están haciendo reformas de fondo y no de forma, durante estos 100 días se publicó la Encuesta Nacional de Adicciones 2008 que sacaron a la luz el que considero el meollo del asunto, México ha pasado de ser un país dónde la droga se le vendía a los gringos a ser consumidor, el narcomenudeo ha aumentado pues encontró en los chavitos mexicanos de entre 12 y 17 años su mejor mercado, la numeralía ni me anime a ponerla porque es aún más decepcionante y no es un fenómeno que se esconda en nuestro país, todos hemos estado en contacto cercano con alguien que la consume, la vende o la probó en algún momento de su vida.

El problema es que no se ha legislado al respecto, la palabra narcomenudeo, ni siquiera tiene significado en nuestras leyes, por lo que es bien sencillo para aquellos que tienen esa empresa desafanarse de la ley, además del elemento corrupción que es otro de los grandes problemas, bien lo decía Hobbes: "El hombre es el propio lobo del hombre", creo que está claro que los policías de nivel más bajo se ven sucumbidos ante las delicias del dinero que los narcomenudistas pueden ofrecerles, debido a que regularmente tienen un bajo salario y malas condiciones de trabajo, o sea que no creo que sólo sea el elemento del dinero lo que los atrae, sino también el miedo a ser ultimados por los delincuentes; ahora los funcionarios de alto nivel se les antoja más poder y/o también tienen miedo, porque desgraciadamente están mejor organizados y armados hasta los dientes, a pesar de todos los arsenales que se han incautado.

Y así, esta puede ser la historia sin fin, es una cadena que el Sistema Político Mexicano ha ido construyendo poco a poco, el clientelismo y el corporativismo sentaron las bases de está nueva organización "delicuencial" en la que estamos envueltos. La violencia ha ido en aumento, los niños toman los asaltos, los asesinatos, las violaciones, los secuestros, etc., como algo cotidiano y ahí se está generando el futuro de nuestro país.

2 comentarios:

Kala dijo...

sabes? leí tu artículo y te juro que me agarré la cabeza a dos manos y dije "ya basta!!!!"... y es que con cosas así de verdad que uno siente que no encuentra la solución por ningún lado...

Lilium dijo...

Hola! ¿Se vale dejar comentarios que no tengan que ver on el post? Es que quise venir a saludar y no supe donde dejar los saludos.

Gracias por pasar por mi blog. Espero seguir leyendote por allá y por acá jejeje